En mac tenemos muchos clientes de Torrent. Todos con su puntito de ubicarse en algún punto entre cantidad de funcionalidades (Azureus), estética (Xtorrent) o rapidez y tamaño (Transmission).

Usualmente defendemos nuestra elección, y hacemos como que es la mejor. Yo uso Azureus, por ejemplo, y es el mejor.

Muchos sin embargo guardamos en el fondo un poquitín de envidia por uno de los programas mejor hechos de esa plataforma que parecemos tener que despreciar por contrato: µTorrent.

Para aquellos que en el fondo sentimos no poder tener a “uTorrent” entre nuestras opciones van tres pantallazos y un mensaje: Paciencia.


utorrent_dmg.jpg
utorrent_downloads_window_large.png

No hay noticias aún de si incluirá el Tetris, pero los reportes aclaran que la versión de Mac es notablemente mas rápida y tiene más respuesta que Azureus o Transmission.

Esta es una noticia que discretamente esperábamos tamborileando los dedos desde que BitTorrent adquirió uTorrent. Considerando que hay usuarios que se han pasado a Mac y utilizan Parallels para correr uTorrent, esto son buenas noticias.

Visto en TorrentFreak

PD: El nombre no debería ser “microtorrent”, no importa cuán pedantes querramos ponernos. El nombre que le dió el autor es µTorrent y él mismo ha dicho que se pronuncia “utorrent”, “mutorrent”, “miutorrent” o “microtorrent”. Insistir en este último es pretender pedantería para transmitir superioridad.

En un (no tan) inesperado giro, Nintendo acaba de sobrepasar a Sony en cuanto a valor de mercado, ha desbancado a Sony de la lista de las 10 mejores empresas en la bolsa de japón y en mayo vendió más consolas que Sony y Microsoft sumados (381 mil vs. 82 mil + 155 mil, respectivamente).

Todo esto por decidir que no quería jugar con las mismas reglas que el resto del mercado. Que no tenía porqué perder dinero vendiendo consolas para competir a ver quién la tenía más grande (la consola) y decidiendo que podía intentar probar algo diferente (control, público, estilo).

Y recordemos, aún es difícil obtener una Wii cuando salen, es IMPOSIBLE obtener nunchuks a menos que alguien te de el pitazo de dónde acaban de llegar.

Increíblemente, se ha vuelto a poner de moda hablar bien de Nintendo. Y los que no nos habíamos cambiado de barco nos preguntamos cuál es la gran sorpresa.

Dando vueltas por ahí me topo con un artículo llamado “¿Son los bebés más conscientes que los adultos?” y lo tengo que leer.

Bizarramente, por nuestra embazarosa condición actual, este ha sido un tema que ha salido frecuentemente. Nos fijamos más en los bebés de los demás (o yo, al menos, Itzel parece haber tenido siempre un beberadar que ahora sólo se ha acentuado) y en cómo se comportan.

Dice el artículo:

“Así pues… ¿Cómo se siente ser un bebé? Según Gopnik es como estar pendiente de todo al mismo tiempo: Hay mucho menos de lo reflejo y lo ignorado, lo no-consciente, automático y experto. Gopnik sugiere que lo más que un adulto puede acercarse a la percepción de un bebé es cuando se encuentra en un lugar totalmente diferente, como otra cultura, donde todo es nuevo.”

Los bebés están, entonces, más conscientes de lo que les rodea que los adultos presentando una química cerebral similar a la que tiene un adulto cuando presta atención, pero experimentándola constantemente. Los niños pequeños aprenden más rápido que nosotros y recogen mucho más conocimiento incidental (“¿Conocimiento Ambiental?”) a través de todos sus sentidos.

Gopnik sugiere que lo que los adultos llamamos “poner atención” es realmente el haber aprendido a controlar esa entrada de información constante y poder “encenderla” cuando la necesitamos y en el contexto que la requerimos.

Esto probablemente es obvio o lógico para los que ya han tenido hijos, pero a mí me parece fascinante. De forma tal vez subconsciente me había subscrito siempre al lugar común de que los niños son “contenedores vacíos” y por eso aprenden de todo (y las frases más inesperadas).

La idea de que todo es tan nuevo que no tienen una referencia para protegerse mentalmente me hace sentirme triste por haber perdido esa “deficiencia”. El que no conozcan lo suficiente lo que les rodea como para poder descartarlo sin pensar por “ser normal”.

¿Recuerdas tu la primera vez que probaste un chocolate?
¿Recuerdas la primera vez que viste llover?
¿Recuerdas la primera vez que cruzaste una calle sinque te llevaran de la mano?

¿Recuerdas cuando absolutamente todo lo que experimentabas, con todos tus sentidos, lo experimentabas por primera vez?

People could not normally see him – he occupied a blind spot in their senses, which they filled in somewhere inside their heads with something they preferred to encounter.
There had been one bad moment, though. He’d heard a small voice say: “That man’s a skelington,” and had turned to see a small child in a nightdress watching him over the top of the bar, without terror but with a sort of fascinated horror.

La muerte se encuentra con un niño que no tiene los sofisticados filtros mentales de los adultos, que les impiden ver lo que realmente está ahí. Terry Pratchett – Reaper man (el segador)

EDIT: Un comentario de los comentarios (!) me pareció interesante: Los bebés muy pequeños probablemente no tienen esta especie de monólogo interno que los adultos tenemos ya que sus centros del lenguaje no están desarrollados aún. Eso crea la pregunta de, cuándo un bebé piensa… ¿qué representación tienen esos pensamientos? ¿Secuencias de experiencias cubriendo todo el espectro de sentidos? ¿Perdemos también eso cuando aprendemos a poner palabras asociadas a conceptos y cosas?

ThinkGeek, una tienda que debería estar prohibida (para mí, al menos), ha empezado a vender el Kit de Consola de Juegos de 8-Bits Hydra.

La Hydra realmente es un mini-ordenador programable cuya capacidad es superior a la de los viejos Spectrum ZX, Amstrad o incluso Commodore 64. Con sus 128K de memoria y programacion en Tiny BASIC podrías, con paciencia y dedicación, replicar esos juegos de tu infancia (a lo mejor estoy asumiendo mucho de la infancia de los que me leen, hmm). Incluso incluye teclado, ratón, mando de juego y tarjeta de memoria para grabar lo que programes, así como conexión para televisión.

Sólo para frikis consumados.

Si lo tuyo es más jugar que programar siempre puedes recordar esos juegos de antaño con los llaveros de mando de Atari con juegos incorporados:

Si eres más de Sega existe la PlayPal, una consola de dudosa procedencia que en un empaque de aspecto mutante similar a un gameboy logra apilar 20 juegos de la época de 8-bits de la Sony Sega Master System y Game Gear:

Ah, y recuerda ponerte el Feed de RSS de ThinkGeek en tu lector de RSS. Porque el dinero se hizo para gastarlo.

Tal vez un indicador de que has caído en el lado Apple de la fuerza (no diré si es el claro o el oscuro, que para todo hay opiniones) es que deja de parecerte extraño que la gente documente el primer “desempaquetado” de un producto nuevo.

Algo que podría considerarse estúpido o trivial en el mundo de Mac es una noticia. Y si no has tenido o abierto un mac no es fácil de entender (y se presta a la burla fácil, porque parece TAN de fanáticos).

La realidad, sin embargo, es más sutil. La razón por la cual abrir un producto de Apple es noticia es porque Apple empeña tanta ingeniería y diseño en estos empaques como los que dedica a las máquinas y por los que es famoso.

La calidad del empaque (si es cartón suele ser laminado, con ilustración a color y diseño minimalista, si no es cartón suele ser acrílico transparente), la forma en que se abre la caja que suele ir descubriendo las partes. Ver que no hay detalle pequeño que se no se considere indigno de diseño como el que las etiquetas que sellan los sobres suelen tener el logo impreso o que los cables son hechos a medida con conectores y cubierta a juego. Las cubiertas de los conectores, los folletos de instrucciones.

El problema con Apple es que no es posible ignorar esa sensación de lujuria tecnológica que produce, ese desperdicio de diseño que tanto cuesta justificar y del que da un poco de vergüenza hablar abiertamente (como la que me está dando ahora). Esa sensación de derroche que sientes.

Esa decadencia de saber que aunque un carton reciclado marrón con impresión monocromática hubiera sido igual de funcional, estás disfrutando de algo totalmente inútil cuya existencia sólo se justifica por la estética.

Me ha dado por comentar esto en parte por romper una lanza y ponerlo con todas las letras y porque están ya empezado a surgir comentarios sobre esta misma experiencia sucediendo con los iPhones.

Una sola frase me lo ha recordado en una reseña de Steven Levy para MSNBC:

Apple [con el iPhone] ha logrado , como ya lo había hecho con los reproductores de MP3, que hasta sus más estéticos competidores parezcan diseñados por el Gobierno Soviético.

Sí, somos frívolos, pero nuestros portátiles no vienen con diecisiete pegatinas de colores.


Es el fenómeno según el cual la gente con pocos conocimientos sistemáticamente piensa que sabe más que otros mucho mejor informados. A lo largo de 4 estudios, los autores descubrieron que los participantes con bajas calificaciones en las pruebas de humor, gramática y lógica solían sobreestimar desproporcionadamente su desempeño y habilidad. Simultáneamente, la gente con conocimientos reales tendía a subestimar su competencia.

También en la tradicional versión a medias (y en este caso especialmente mediocre) de la Wikipedia en Español.

Esto me recuerda (y creo que puede tener relación) al Efecto del Lago Wobegon:

Es la tendencia humana a sobreestimar los logros propios en relación a los de los demás. En encuestas a conductores Ola Svenson encontró, en 1981, que el 80% de los encuestados se calificaban a sí mismos en el 30% superior con respecto al resto.

Seré el primero en decirlo, para sacarlo del paso: Yo probablemente caigo en este efecto en ocasiones.

Visto en casa de Kottke.

Todo esto es parte de los sesgos cognitivos de los que ojalá se hablara más en esta era de Internet y Blogs, dónde todos pensamos que tenemos el conocimiento y la autoridad para criticar.

Que gracia. Mientras que el resto de Europa tiene a Nicole Kidman promocionando la Nintendo DS y el Brain Training aquí en España tenemos a Sole (la incombustible Amparo Baró), de 7 vidas.

“Spain is different”. Sí, Señor.

Aunque no me molestaría ver más a Nicole la realidad es que Amparo probablemente hace un mensaje mas entrañable, realista y simpático. Lo único que no me gusta es la implicación (especialmente en los últimos) que no es ella, sino su personaje de Sole, quien está usando la consola.

Este es un excelente vídeo completo del programa Nova, de PBS, “Los Reyes del Camuflaje” donde estos animales de tres corazones y sangre azul presumen su maleabilidad de colores y formas. Desde la forma coralina con espinas y pinchos hasta el hipnótico efecto del reflejo del agua (que me recuerda a los extraterrestres acuáticos de Abyss).

Aquí el enlace al vídeo en Google, que este vale la pena verlo en grande.

En los últimos años las sepias se han ido poniendo de moda como mascotas de acuario en el Reino Unido, en vez de los peces tradicionales, por su inteligencia y por diferenciarse de lo común. Se supone que aprenden a conocer a sus dueños y pueden aprender trucos y reconocer cuando le han enseñado a sus cuidadores que quieren comida.

Un vídeo de sepias en cautividad en una pecera:

No se si agradecer o lamentar que no existan versiones gigantes, como de los calamares.

Es una costumbre común en los bancos, pero es tabú en el supermercado.

Hacer colas es una de las maldiciones de la sociedad moderna. La costumbre de hacer cola es tan parte de la cultura actual que incluso es común ver que la gente hace cola cuando no hace falta hacerla (cuando se llama por número o nombre o se tiene cita por horas). Nos es tan normal hacer colas que si en un sitio vemos dos taquillas, una con tres personas y otra vacía, lo normal es asumir que hay que hacer la cola y la otra está cerrada.

Mucho dinero se ha invertido en intentar resolver el problema de las colas. Por un lado no es posible tener suficiente gente atendiendo como para no tener cola y por otro está el tiempo máximo que una persona está dispuesta a esperar.

El NYTimes tiene un artículo muy interesante de cómo un supermercado especializado, Whole Foods, está experimentando adoptar colas similares a las de los bancos. En este sistema hay una sola cola larga que serpentea y se va asignando la gente a la siguiente caja libre.

Enfrentándose al principio a un duro rechazo han podido, siendo persistentes, demostrar la eficacia del sistema.

The longer the line, the shorter the wait.

Los bancos han utilizado el mismo sistema por décadas pero los supermercados temen por la pérdida de clientes. Es menos probable, al fin y al cabo, que alguien decida mañana ir a un banco diferente si el de hoy tenía mucha cola.

Las ventajas no son tan obvias: Lo más importante es que no hay “colas lentas”; el efecto que un sólo cliente que tenga tickets de descuento o pague con monedas puede tener en el resto de la gente. Asimismo no hay saturación en cajas “especializadas” (como la caja “exprés”). En una cola única los clientes van avanzando a la siguiente caja disponible y abrir cajas nuevas si se necesita no causa un caos al todos intentar ser el primero en la nueva cola.

Un comentario interesante es cómo la percepción del tiempo afecta la reacción a la espera:

“En nuestra cabeza tenemos un reloj interno que es exacto sólo durante los tres primeros minutos. A partir de ese momento el tiempo empieza a expandirse desproporcionalmente. Si alguien ha esperado durante 4.5 minutos y le preguntas, dirá que lleva 15.”